Fecha de publicación: 03-jun-2021

Centro de Psicología Rodríguez Vidondo (Aravaca)

¿Tú te preocupas? ¿O te ocupas?

Los círculos de Covey son una herramienta que nos permite diferenciar qué aspectos de nuestra vida están dentro de nuestro ámbito de actuación y cuáles no. Una forma de entrenar nuestra atención y fomentar la mentalidad del cambio.

De esta forma, es posible gestionar mejor el tsunami de nuestras emociones, permitirnos dejar la preocupación a un lado y reducir el peso de lo que nos inquieta.

Aquello que no está bajo nuestro control se encuentra dentro del Círculo de Preocupación. Aquello sobre lo que sí podemos actuar está dentro del Círculo de Influencia. Hay situaciones en las que tenemos margen de maniobra para decidir, aunque solo sea la actitud con la que queremos vivir.

Círculo de preocupación: lo que no depende de mí

Lo que está fuera de tu capacidad de gestión. Aquello sobre lo que puedes pensar durante días y días, pero que no vas a ser capaz de cambiar. Lo cierto es que tenemos mucha tendencia a estar en este círculo:

- Las opiniones de los demás
- El futuro de la pandemia
- Las noticias de la tele
- Los desastres naturales
- La actitud de mis compañer@s

Círculo de influencia: lo que depende de mí

Lo que depende de ti: tus pensamientos, tus comportamientos, tus emociones, tus acciones… Con el tiempo, podrás influir en el otro círculo a través del de influencia:

- Con quien hablo
- Lo que suelo leer
- Mis acciones y comportamiento
- La forma en que acepto/rechazo las cosas
- Cómo cuido de mí
Contactar
Se ha enviado el mensaje. Pronto nos pondremos en contacto contigo.